El Bernina para los amantes de los trenes

Ubicación.

Ubicación del Valle de Poschiavo en en el extremo sur-este de Suiza.
Ubicación del Valle de Poschiavo en en el extremo sur-este de Suiza.

¿Qué tiene de especial este ferrocarril?

 

  • El Bernina es el paso de montaña más alto de Europa con ferrocarril (2253 m).
  • Es el tercer ferrocarril más alto de Suiza.
  • Es el 2º ferrocarril de Europa con mayor pendiente en simple adherencia (7%) y uno de los más empinados del mundo.
  • En 2008 fue declarado Patrimonio de la Humanidad por UNESCO.
Rampa sur del Bernina: Alp Grüm.
Rampa sur del Bernina: Alp Grüm.
Rampa sur del Bernina: Cadera.
Rampa sur del Bernina: Cadera.

 

¿Por qué te va a gustar?

 

  • Por ser un ferrocarril de vía estrecha en excelente estado de conservación, lo que se traduce en velocidades relativamente altas. Excelentes peraltes, excelente limpieza del rail para una excelente adherencia. Verás las potencialidades de la vía estrecha.

 

  • Por los trenes:
    • Automotores que ofrecen nivel de confortabilidad de servicios de alta velocidad con ventanas practicables.
    • Automotores de principios de los años 80 remolcando coches convencionales a pleno rendimiento.
    • Coches convencionales panorámicos para alto nivel de servicio en los trenes turísticos.
    • Coches convencionales de mediados de s. XX con ventanas practicables.
    • Coches panorámicos tipo jardinera (descapotados) solo en verano.
    • Vagones de mercancías frigoríficos de los supermercados de la zona que se agregan/quitan de la composición en cualquier estación.
    • Vagones de mercancías de maderas y líquidos acoplados a trenes de viajeros.
    • En invierno: por el excelente trabajo que hacen las máquinas quitanieve.
  • Por el viaducto helicoidal de Brusio.
Un tren desciende por el viaducto helicoidal de Brusio.
Un tren desciende por el viaducto helicoidal de Brusio.
  • Por las zonas tranviarias: El tren atraviesa los pueblos de la zona baja del valle por sus calles, a modo de tranvía: Tirano, Le Prese…

 

  • Por las grandes obras de infraestructura: el puente helicoidal de Brusio, los ascensos a través de zig-zags de Cadera y Alp Grüm.

 

  • Porque te parecerá estar dentro de una maqueta de trenes cuando observas el Valle de Poschiavo desde la alturas.

 

  • En verano por los paisajes verdes, los lagos, los glaciares, las cascadas de agua, el cielo limpio… En invierno por el blanco eterno, las avalanchas de nieve que eficazmente frenan los sistemas anti avalancha y los enormes bloques de hielo junto a las vías.
Un servicio regional Tirano-St. Moritz llegando a la estación Alp Grüm.
Un servicio regional Tirano-St. Moritz llegando a la estación Alp Grüm.

 

DESCRIPCIÓN DE LA LÍNEA

Es una línea de vía métrica y vía única que une desde 1908 St. Moritz en Suiza con Tirano en Italia, pasando por el alto del Bernina y descendiendo a través del Valle de Poschiavo.

 

Este valle supone la típica estampa suiza: enorme valle verde salpicado de lagos en el fondo, con altos picos con nieves eternas y cascadas de agua del deshielo. Eso en verano porque en invierno el blanco lo cubre todo.

 

A lo largo del valle, un pequeño tren rojo sube y baja con simple adherencia por pendientes de 70 milésimas, de los 429 m de la estación de Tirano a los 2253 m de Ospizio Bernina a base de bucles y giros de 180 grados. Estamos hablando del 2º ferrocarril con mayor pendiente con simple adherencia del continente y uno de los más empinados del mundo. A pequeña velocidad pero sin pausa ya sea un caluroso verano o en medio de una tormenta alpina de nieve en pleno invierno.

 

Tan especulares son las paisajes como las obras de ingeniería de este ferrocarril que ha sido declarado Patrimonio de la Humanidad por UNESCO en 2008 en su tramo entre Poschiavo y Ospizio Bernina.

 

El tramo entero se puede visitar virtualmente desde Google Street View.

Un regional Tirano-St, Moritz bordeando el Lago Blanco a punto de llegar a la cumbre del Bernina.
Un regional Tirano-St, Moritz bordeando el Lago Blanco a punto de llegar a la cumbre del Bernina.

 

HISTORIA

A pesar de lo complicado del terreno, el ferrocarril entre St. Moritz y Tirano se tendió en solo 4 años. Las obras se llevaron a cabo entre 1904 y 1907. Y es que, superar en vía estrecha un paso de montaña como el Bernina ya era algo relativamente sencillo a esas alturas para los ingenieros de caminos de la época en Suiza.

 

Estamos  hablando de un ferrocarril del s. XX por lo que desde su inicio estuvo electrificado. En Brusio se construyó una central eléctrica que alimentaba la línea a 750 V de CC. En 1935 se incrementó a 1000 V, tensión que sigue manteniendo en la actualidad y que es diferente de la del resto de los Ferrocarriles Réticos.

 

La línea fue concebida desde el principio como una línea turística que no iba a soportar grandes tráficos. El selecto centro turístico de St. Mortiz ganaría una comunicación con La Valtelina italiana a través de un valle de increíble belleza. Digamos que esta línea es el resultado de una extraña sinergia entre técnica, cultura, naturaleza y economía. En clave política, no estaba de más ganar una conexión más con los vecinos del sur, pero no era una línea estratégica.

 

Tanto es así, que fue concebida para operarse solo en verano. Desde el invierno 1913/14 se opera durante todo el año, al haber logrado instalar un complejo sistema anti avalanchas de nieve a lo largo del recorrido y también, un gran número de túneles artificiales con la misma función.

 

En 1904 se fundó la compañía Bernina-Bahngesellschaft (BB) que obtuvo la concesión para la construcción y explotación del ferrocarril St. Moritz-Tirano.

 

En 1908 se inauguraban los tramos Pontresina-Morteratsch por un lado y Poschiavo-Tirano por el otro. Solo un año más tarde se inauguraba el tramo central, con los sinuosos tramos para ganar altura de Cadera y Alp Grüm.

 

En 1943 la ruinosa situación de la compañía BB hizo que los Rhätische Bahn o RhB (Ferrocarriles Réticos) se hicieran cargo de la línea. De esta manera, la compañía RhB explotaba una red con dos tensiones de línea diferentes, ya que el resto de la red RhB está electrificada en CA.

 

Los RhB modernizaron la línea, especialmente por razones militares y modificaron el trazado en un tramo de la zona alta del paso. Se perdieron espectaculares vistas desde las curvas que se eliminaron del trazado pero se desvió la línea del camino natural de grandes avalanchas de nieve.

 

A mediados de los 80 se lanzó el servicio turístico Bernina Express que utiliza el tramo Potresina-Tirano de esta línea. La compañía RhB sabe sacar partido a las atracciones naturales y técnicas del Bernina. En octubre de 2011 se convirtió en el primer ferrocarril del mundo fotografiado para emitirse en Google Street View.

 

EL TRENECITO ROJO

 

Los locales le llaman “Il trenino rosso” por el color corporativo de la compañía de los ferrocarriles réticos. Aunque no siempre fueron rojos estos trenes. En los albores de la electricidad, después de décadas de trenes negros y sucios por el carbón, se dotaba a los trenes eléctricos de vistosos colores, así en un principio, el material rodante del Bernina era amarillo.

Un servicio regional Tirano-St. Mortiz. El trenecito rojo escala las pendiente de Cadera.
Un servicio regional Tirano-St. Mortiz. El trenecito rojo escala las pendiente de Cadera.

 

MATERIAL RODANTE

 

  • Automotor tipo ABe 4/4. Unidades 30 a 35. Originarios de 1908-1911 se encuentran en orden de marcha. Los 3 primeros mantienen la librea amarilla original. Tiene 382 Kw de potencia. Pueden arrastrar 40 toneladas y tienen capacidad para 12 pasajeros en 1ª y 30 en 2ª clase.
  • Automotor tipo ABe 4/4. Unidades 41 a 49. Construidos a lo largo de los 60. Tienen 680 Kw de potencia, pueden traccionar hasta 70 T.
  • Automotor tipo ABe 4/4. Unidades 51 a 56. Construidos a finales de los 80, incorporan elementos de electrónica de potencia. Pueden traccionar hasta 95 T con sus 1016 Kw de potencia. Cada unidad está bautizada y la 51 muestra un color azul y el distintivo de la UNESCO.
  • Locomotoras híbridas diesel-eléctricas Gem 4/4. Unidad 801 “cabra montesa” y 802 “marmota”. Fueron construidas en 1968 y reformadas en 2002. Pueden funcionar sin pantógrafos alimentando el motor desde el generador diesel. Tienen una potencia de 680 Kw y se emplean en trenes de socorro, trenes de trabajo y con las quitanieves en invierno. Puntualmente remolcan trenes de viajeros.
  • Automotores “Allegra”. En servicio desde mayo de 2010. Fabricados por Stadler, son automotores bitensión de 3 cuerpos. El frontal tiene la forma de la cabra montesa, que es el símbolo del Cantón de Los Grisones. Permiten a los viajeros tener la visión del conductor, tienen plazas para PMR’s, ofrecen un elevado nivel de servicio y pueden circular por el resto de la red de los réticos al ser bitensión.
  • Material remolcado de viajeros: Hay 4 tipos de vehículos:
    • Coches panorámicos de cúpula vidriada. Fabricados de 1999 a 2007, prestan servicio en el Bernina Express.
    • Coches clásicos Ew III, construidos entre 1980 y 1984 en servicio en los trenes regionales.
    • Coches mixtos de 1ª y 2 ª clase Ew III, construidos entre 1968 y 69, se les reconoce por la clásica estructura del techo de los coches de la época. En servicio en los trenes regionales.
    • Coche panorámicos descubiertos tipo jardinera. Son viejos vagones originarios de 1911 utilizados para el transporte de bestias. Han sido equipados de 36 a 44 plazas y prestan servicio en los meses de julio y agosto.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *